Responsabilidad Social Corporativa | Gerontología

Cuidem Junts

Cuidem Junts

10/02/2020

El proyecto "Cuidem Junts" trata de combatir la soledad y el aislamiento social de las personas mayores de 65 años, que pueden tener o no algún tipo de dependencia o necesidades de cuidado que agudicen aún más dicha situación o percepción de soledad.

Leer más
Carta de Servicios modelo AICP

Carta de Servicios modelo AICP

19/11/2019

La Residencia San Francisco y San Vicente estrena nueva Carta de Servicios adaptada al modelo de ACP en su compromiso con la calidad y la transparencia en la atención.

Leer más
Sindromes Geriatricos : Depresión en las personas mayores, prevención y tratamiento

Sindromes Geriatricos : Depresión en las personas mayores, prevención y tratamiento

14/04/2015

Los trastornos del humor son ya un problema de primera magnitud en la población mayor de 65 años. La depresión en el anciano, con sus características especiales, muestra su cruel rostro, cada vez con más presencia, en las consultas médicas. Es una causa importante de ingreso hospitalario y de institucionalización del anciano.

La vejez puede ser la época de mayor fragilidad afectiva en el ser humano. A los cambios neurobiológicos que con frecuencia acompañan al envejecimiento cerebral, se suma que con el paso de la vida acontecen y, sobre todo, se acumulan, numerosas e importantes pérdidas que van a afectar al individuo mayor, no sólo a sus emociones sino también a su condición física y a su situación social. El anciano debe adaptarse progresivamente a la pérdida del rol laboral con la llegada de la jubilación, muchas veces acompañada de pérdidas económicas. Se impone, al mismo tiempo, un cambio en el rol familiar pasando de padres y cabezas de familia al papel de abuelos, generalmente con menor participación autónoma en la dinámica familiar. Estas pérdidas incluyen, por supuesto, duelos frecuentes por amigos, seres queridos, en ocasiones muy dolorosos como la sobrevivencia a los hijos o la viudedad-soledad de los más longevos.

 

Leer más
¿La tecnología asistencial deshumaniza la atención a las personas mayores dependientes?

¿La tecnología asistencial deshumaniza la atención a las personas mayores dependientes?

12/03/2015

¿La tecnología asistencial humaniza o deshumaniza la atención a las personas mayores dependientes?

“Humanizar la salud, constituye un compromiso ético de considerar a la persona en su globalidad. Y una intervención holística, global, integral, necesita de una particular capacitación de los agentes sociales en el ámbito de la inteligencia del corazón, de las habilidades para entrar en el mundo personal y particular de la persona a la que se quiere acompañar, identificar y movilizar en ella no sólo los problemas y necesidades, sino el mundo de los significados, los recursos, las habilidades y los valores que pueden permitirle trabajarse a sí mismo y ser el mayor protagonista del proceso. Promover la dignidad intrínseca de todo ser humano constituye el fundamento último de toda acción humanizadora” (BERMEJO, 2013).

 

                ¿Por qué introducimos la tecnología en el cuidado? Este proceso es la respuesta a la necesidad de incrementar la productividad de los procesos ante la escasez de recursos disponibles. Estos recursos que inicialmente son económicos se traducen en personal especializado y competente, equipamiento ergonómico e infraestructuras adaptadas.

                Este proceso de mecanización o automatización lo observamos continuamente a nuestro alrededor en los servicios que recibimos: el cajero automático del banco, el dispensador de gasolina, el tele peaje, etc… ¿Debemos establecer un límite  a ese proceso en la atención directa a las personas?

Leer más
El duelo en una persona mayor: cómo prevenirlo y/o tratarlo

El duelo en una persona mayor: cómo prevenirlo y/o tratarlo

21/05/2015

El duelo en las personas mayores, provocado por la muerte de un ser querido, constituye un proceso traumático, con condiciones especiales y que se agrava, por ejemplo, en ancianos que se encuentran en situación de dependencia. En las residencias para mayores de Valencia cuentan con profesionales especializados en la prevención y el tratamiento de estos procesos.

El duelo se caracteriza por una serie de actitudes que definen la respuesta al fallecimiento de una persona cercana. Puede ser el cónyuge, un familiar (con edad mayor o menor que la del doliente) o un amigo. En el caso de que sea el cónyuge quien fallece, se añade la circunstancia de la desaparición de la persona con la que se compartía más tiempo. Este hecho obliga a interpretar este duelo en función de dicha realidad.

De hecho, la consideración de las características dispares de los duelos de las personas mayores supone la primera precaución que se ha de tener en cuenta. No todos los ancianos responden igual ante las muertes. No obstante, sí que vale la pena valorar el esquema de fases que aportó la doctora Elisabeth Kübler –Ross para esquematizar el trance del duelo.

Leer más
Cómo prevenir y cómo tratar los riesgos en los ancianos

Cómo prevenir y cómo tratar los riesgos en los ancianos

19/12/2014

Las personas mayores son muy propensas a sufrir algunos accidentes en sus propios hogares. Su dependencia de terceras personas hace que, en ocasiones, necesiten un recurso gerontologico profesional ,como puede ser la ayuda a domicilcio, los centros de dia o los centros residenciales para personas mayores dependenties.

La mayoría de los accidentes que sufren las personas mayores son debidos a caídas. Si es posible deben evitarse, pues las consecuencias de las mismas suelen ser muy graves y dolorosas, como las fracturas de cadera. Los tratamientos pasan por inmovilizaciones e incluso cirugía. Deben ponerse todos los medios al alcance para evitarlas, adoptando medidas que básicamente son de dos tipos: las utilizadas por la persona interesada y las aplicadas al entorno habitual de la misma.

Leer más
¿Cuál es la mejor manera para acertar al elegir una residencia de mayores?

¿Cuál es la mejor manera para acertar al elegir una residencia de mayores?

07/11/2014

El lugar natural para el envejecimiento es el propio hogar al cuidado de la familia , sin embargo determinadas circunstancias personales o sociales pueden recomendar buscar apoyo profesional para el cuidado de la persona mayor. En este momento en la vida de las personas en el que se tienen que hacer responsables del cuidado de un familiar mayor dependiente, existen varios recursos gerontológicos a los que puede recurrirse, desde la ayuda a domicilio, el centro de día, o la residencia entre otros.

Cuando pensamos que para el cuidado del mayor conviene el recurso residencial surgen las dudas y la preocupación por elegir la opción de una residencia de mayores de calidad y que disponga de los mejores recursos posibles para hacer la vida de esa persona lo más confortable posible. Una buena opción es optar por el sector solidario por larga trayectoria y experiencia en el cuidado de personas mayores y por la ausencia de ánimo de lucro que permitirá destinar todos los recursos disponibles al cuidado de la persona.

Las dificultades de la vida diaria para las personas mayores dependientes crecen por momentos. De ahí que resulte de vital importancia derivar esos cuidados a un centro de atención social y sanitaria especializado en los cuidados de salud para mayores , en psicología y atención social para mayores; que cuente con el personal cualificado y la tecnología idónea para el mantenimiento adecuado de esas personas dependientes.

Leer más